Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en Google+

¿Qué es una Dieta Mediterránea?

Qué es la Dieta Mediterranea? Porqué es saludable? En qué consiste? Todas estas preguntas podrán ser respondidas a través de éste artículo. Ahora presta atencion:

La dieta mediterránea es la forma de alimentación que, desde hace varios siglos, mantienen los pueblos de la ribera del mar Mediterráneo.

La dieta mediterránea no puede ser única ya que son varios los países que la disfrutan, y por tanto cada uno de ellos aporta sus peculiaridades; pero sí hay una serie de características que son comunes a todas ellas:

*  Aceite de oliva como principal fuente de grasa.
* Frugalidad: las cantidades de alimentos eran bajas en relación con la actividad física que era alta, ya que la mayoría de la población desarrollaba actividades agrarias. Actualmente la actividad que desarrollamos es menor y, por tanto, las cantidades de alimentos deben ser más bajas.
* Consumo alto de alimentos ricos en fibra como frutas, verduras, legumbres y hortalizas; las ensaladas están presentes en todas las comidas, y éstas terminan con fruta como postre, la mayoría de las veces. Se deben tomar legumbres al menos dos veces en semana y al menos tres o cuatro piezas de fruta al día.
* Preparaciones culinarias cuidadas y sencillas: hervidos, asados.
* Texturas firmes; fritos, pan, frutas, verduras, frutos secos y hortalizas crudas. El consumo de pan fresco, arroz, y pasta sigue siendo alto; y se va incrementando el de pasta fresca.
* Pastas y arroces se deben tomar de tres a cuatro veces por semana.
* Escaso consumo de alimentos proteicos, sobre todo carnes rojas, y más de pescado y aves de corral.
* Uso de productos como el ajo o la cebolla, y algunas especies y yerbas aromáticas.
* Gusto por los ácidos; las ensaladas se aliñan generosamente con vinagre y el uso de limones y cítricos en general es muy importante. La naranja figura entre las frutas preferidas por la población.
* Vino en las comidas principales en cantidades moderadas (unos 150 cc en cada comida).
* Uso de gran cantidad de productos frescos.

Quizás, en lugar de hablar de dieta únicamente, deberíamos hablar de vida mediterránea, porque no se trata sólo de una forma de alimentarse, sino también de una forma de vida, con costumbres tan saludables como la siesta y trabajos de gran actividad física, con un gasto de alto de energía, como la agricultura.

¿Por qué es una dieta saludable?

Las dietas mediterráneas se caracterizan por incorporar gran variedad de productos en las preparaciones. Sus beneficios se basan en la interacción entre sus componentes nutricionales que, bien combinados, potencian al máximo sus propiedades.
Algunos de estos beneficios son:

* Reduce el colesterol LDL (“malo”) y eleva el colesterol HDL (“bueno”) en la sangre
* Aumenta la capacidad antioxidante de las células
* Reduce la presión arterial y mejora la reactividad vascular o función endotelial
* Estimula mecanismos que disminuyen el riesgo de cáncer
* Disminuye el riesgo de trombosis vascular
* Regula el sistema inmune y reduce la inflamación

Sus virtudes nutricionales se deben, en primer lugar, a la abundancia de frutas y verduras, al uso de aceite de oliva y al consumo moderado de vino tinto con las comidas. Es rica en antioxidantes, que nos protegen de los radicales libres que favorecen el cáncer, la ateroesclerosis, la diabetes, el Alzheimer y el envejecimiento en general.

En segundo lugar, proporciona un aporte balanceado de ácidos grasos Omega-6 y Omega-3 que previene el riesgo cardiovascular, a diferencia de las dietas occidentales excedidas en Omega-6. El uso del aceite de oliva como principal fuente grasa la hace rica en ácidos grasos omega 9.

Por último, aquellos nutrientes asociados a probabilidad de trastornos cardíacos -como el azúcar, la sal y las grasas saturadas de la mantequilla, crema y carnes rojas grasas- se usan menos, privilegiando el uso de hierbas y especias como sazonadores, de frutas como postre y de pescados como fuente de proteína animal.

Y no te olvides que una dieta balanceada y alimentacion sana puede contribuir a mejorar tu salud, asique no dudes de ponerla en practica.



Un comentario